Voilangue

La debilidad de los sindicatos franceses

Generalmente se cree en España que los sindicatos franceses son muy poderosos. Es un error: ¡es lo contrario! Es confundir número y potencia de las variadas protestas (manifestaciones, huelgas, ocupaciones de lugares de trabajo e incluso, secuestros de personas dirigentes, últimamente esto sucede cada vez más a menudo) con organizaciones sindicales.

La tasa de sindicalización de los franceses es una de las más débiles de los países occidentales (apenas un 8% contra un 20% en Alemania, 50% en Bélgica, también un 70% en Dinamarca e incluso, un 15% en España).

Sobre todo en el sector privado y desde hace un poco más de veinte años, los sindicatos, a menudo, han estado desbordados por «movimientos» o «coordinaciones» de asalariados que organizan su defensa fuera de toda organización institucional. Los sindicatos no tienen más remedio que unirse a la protesta desencadenada para no quedarse aparte.

Además, hasta la ley del 2008, cinco organizaciones sindicales se beneficiaban de una presunción de representatividad que les daba una prerrogativa para firmar los convenios colectivos de trabajo: era, pues, indispensable en todo movimiento que uno de estos cinco sindicatos interviniera en el curso de las negociaciones para llegar a un acuerdo con la dirección.

En nuestros cursos de francés para empresas, ¡también se aprende esto!

Etiquetas: ,

El almuerzo de los asalariados

Al mediodía, ¿dónde comen los asalariados de la empresa? Todo depende de la empresa. Algunos van a la cantina -o mejor: en el restaurante de empresa, es más fino nombrarlo así; es obligatoria a partir de 25 asalariados. Cuando no hay cantina, los empleados van a un café o a un restaurante provistos de un tique restaurante suministrado por la empresa.

Entonces, ¿cómo están contabilizadas estas ventajas en especie en la remuneración? Para los tiques restaurante, la empresa abona entre el 50 y el 60% del valor del tique (en otras palabras, el empleado paga la mitad del montante de su comida, lo que se parece a la proporción que paga para el transporte, ver nuestro post precedente). En el 2010, la contribución patronal para la adquisición de tique restaurante (que da derecho a una exoneración de cotizaciones a la Seguridad Social) está limitada a 5,21€ por día y por asalariado.

En los otros casos, la empresa abona los gastos de entrada en la cantina y es el empleado quien paga su comida.

En las sociedades de servicios que delegan a sus empleados en otras empresas (por ejemplo las SSII, Sociedades de Servicios en Ingeniería Informática), todos los empleados tienen acceso a un restaurante de empresa (a veces interempresas: dos o diversas sociedades pueden decidir compartir una cantina para reducir sus costes).

En nuestros cursos de francés para empresas, ¡también se aprende esto!

Etiquetas: , , ,